Dos días en piragua por el Ebro

El paquete de dos días en piragua por el Ebro es una actividad para disfrutar en pareja, en familia, o con amigos. Ideal para regalar.

Os proponemos hacer cuatro tramos del Ebro en dos días, por la mañana y por la tarde. El piragüismo nos permite descubrir un Ebro tranquilo, precioso y lleno de encantos. Encontraréis islas vírgenes y rincones del río desconocidos entre las comarcas de la Ribera d’Ebre y del Baix Ebre.

Actividades

El primer día por la mañana hacemos la ruta de Móra la Nova a Miravet. Por la tarde, de Miravet a Benifallet. El segundo día por la mañana, la ruta de Benifallet a Xerta, y por la tarde, de Xerta a Tortosa.

El bosque de ribera acariciando el cauce de un río tranquilo y silencioso. El mismo Iberus Flumen que conocieron los romanos, los cartaginenses, los almadieros y los llaguters. ahora nos invita que seamos nosotros dignos sucesores de aquellos viejos navegantes perdidos en el tiempo Muy probablemente, los mejores parajes del Ebro catalán los encontrarás entre Móra y Tortosa.

Islas de postal, estrechos de roca, paisajes encantados. El canto de los pájaros del río, el vuelo rápido del martín pescador encima del agua. El murmullo del silencio y la paz del Ebro. La sonrisa de los amigos y el disfrute. Dos días que nunca olvidarás.

Si no has hecho nunca piragüismo, puedes leer estos consejos i sugerencias.

PUNTOS DE INTERÉS

  • La Foia de Móra
  • Miravet
  • El paso de Barrufemes
  • El congosto de Benifallet
  • El azud de Tivenys-Xerta, con la esclusa
  • Las islas de ribera entre Xerta y Tortosa
  • La Tortosa milenaria

Dos días en piragua por el Ebro

Incluye comidas y alojamiento
Descuentos para grupos de 6 personas o más
– PRECIO A CONSULTAR –

Actividad primer día

El punto inicial de encuentro es el embarcadero de Benifallet o el de Móra la Nova. Lo concretamos a la hora de contactar, ya que depende de la época del año, de nuestra planificación de actividades del momento y del medio de transporte en el que venís. Si no queréis venir en coche, también podéis llegar en tren hasta Móra la Nova (llegan trenes procedentes de Barcelona-Tarragona entre las 8.45 h y las 11.19 h). Os podemos recoger en la estación, os llevamos al embarcadero y nos encargamos del equipaje. Concretamos todos los detalles cuando hacéis la reserva.

El embarcadero de Móra la Nova es un lugar muy tranquilo y plácido. Con una maravillosa vista panorámica del río y de Móra d’Ebre con su castillo en ruinas en la otra parte.

Antes de entrar en el agua, hacemos una pequeña explicación teórico-práctica y damos unos consejos para los no iniciados. Después, todos al río. Primero, en una zona de aguas muy tranquilas y sin corriente, donde se pone en práctica la teoría y donde los que se suben en una piragua por primera vez aprenden fácilmente y con rapidez las maniobras más elementales y básicas.

Nuestros monitores/as acompañan al grupo y están pendientes en todo momento. A la vez, inciden didácticamente en la técnica correcta del piragüismo y navegación en el río.

También muestran los puntos de interés del recorrido, tanto desde el punto de vista histórico como paisajístico: la isla de Galatxo, de las Sénies, del Molló, etc.

A mediodía llegamos a Miravet, el pueblo más pintoresco y con más tipismo del Ebro, bajo la protección de su castillo templario. Todo un regalo para nuestros ojos, que lo miran desde el agua.

Nos recuperamos del esfuerzo sentados en una de las terrazas del lugar más emblemático del pueblo: la plaza del Arenal, con vistas al río, delante de una buena paella.

Después de comer, continuamos con nuestro tranquilo descenso por los espectaculares parajes del paso de Barrufemes, visitando los puntos de interés que nos enseñará el guía, hasta que llegamos a Benifallet. Allí pasamos la noche. Podemos escoger entre una acampada, un albergue, una casa rural o un hotel.

Pero antes de ir al alojamiento, si tenemos los coches en Móra la Nova, los vamos a buscar.

Actividad segundo día

Salimos del embarcadero de Benifallet, después del desayuno.
Por el congosto de Benifallet que dibuja el Ebro entre las montañas de Som i de los Aligars, llegamos al azud de Xerta.

Utilizamos la esclusa del azud, que será nuestro ascensor fluvial para bajar al nivel inferior del río. Después pasamos por Tivenys y llegamos a Xerta, donde comemos en un restaurante.

Después de almorzar, continuamos por nuestro tranquilo descenso por los espectaculares parajes de las islas de Xerta, las de Audí (al lado de Bítem) y la de Jesús, casi al lado de la de la Xiquina. Llegamos a Tortosa alrededor de las 6 de la tarde.

Para finalizar la estancia, si habéis venido en tren, os llevamos el equipaje y os acompañamos a la estación de Tortosa. Si lleváis coche, os llevamos a buscarlo a Benifallet para poder volver a casa.